Eje Derechos Humanos

Equipo: Promoción y prevención en materia de Derechos Humanos

Violencia institucional

Promoción y desarrollo de políticas y herramientas de prevención contra la violencia institucional y los abusos de fuerzas públicas a nivel federal.

Abordajes prácticos para la contención y acompañamiento de víctimas de violencia institucional y sus familiares.

En su edición 2018, esta iniciativa se ha centrado en el trabajo con víctimas de violencia institucional y sus familiares, así como víctimas de graves delitos, en general.

Recientemente fue aprobada la ley 27.372 de derechos y garantías de las personas víctimas de delitos, conocida popularmente como “Ley de Víctimas”; por eso desde esta iniciativa se propone analizar su alcance y los desafíos que plantea esta normativa, su reglamentación y puesta práctica. También se ahonda sobre otras experiencias internacionales en el trabajo con víctimas, los abordajes por parte de organizaciones de la sociedad civil, las recomendaciones de los organismos internacionales, etc.

Son objetivos de esta iniciativa:

– Desarrollar un diagnóstico participativo respecto de la persistencia de prácticas sistemáticas y generalizadas de hechos de violencia institucional vinculadas a situaciones de tortura y tratos crueles, inhumanos y degradantes, las cuales son perpetradas por las fuerzas de seguridad y por agentes del servicio penitenciario.

– Identificar buenas prácticas orientadas a la prevención de la tortura.

– Identificar nuevas propuestas de política pública para abordar los desafíos que presenta la situación actual, en lo que respecta a proyectos de capacitación a diferentes actores con incidencia en la temática como forma de prevención de la tortura, y asimismo, a la puesta en funcionamiento del Sistema Nacional de Prevención de la Tortura y Otros Tratos o Penas Crueles, Inhumanos o Degradantes, como así también la creación de los Mecanismos Locales de Prevención de la Tortura y el fortalecimiento de los Mecanismos Locales existentes.

– Contener y acompañar a las víctimas de violencia institucional y sus familiares.

Como logros del 2017, cabe destacar que se llevaron a cabo 4 espacios presenciales: tres en CABA (el primero fue la presentación del Equipo de Trabajo y la Iniciativa Violencia Institucional) y uno en la Ciudad de Salta. Las temáticas trabajadas fueron, entre otros, el abordaje en el trabajo con víctimas y familiares de víctimas de violencia institucional; la prevención de la tortura y otros tratos o penas crueles, inhumanos o degradantes; la puesta en funcionamiento de la ley 26.827 de creación del Sistema Nacional de Prevención de la Tortura y; los desafíos en materia de política pública y buenas prácticas para prevenir la violencia institucional.

En la totalidad de los encuentros presenciales participaron alrededor de 200 personas con variada participación de referentes de organizaciones de la sociedad civil, representantes de mecanismos provinciales de prevención de la tortura, agentes de organismos estatales y provinciales, responsables penitenciarios y de fuerzas de seguridad provinciales y profesionales de la salud (psiquiatras y psicólogos) y público interesado en materia de promoción y protección de los Derechos Humanos en general.

La violencia institucional en Argentina es un fenómeno estructural. Si bien en cada territorio puede asumir especificidades, son prácticas violatorias de derechos humanos extendidas en todo el país.

El riesgo de sufrir torturas existe en todos aquellos lugares en donde se encuentran personas privadas de la libertad, por lo que la Asociación para la Prevención de la Tortura (ATP) destacó la importancia de prestar especial atención durante el período inicial de la detención, a fin de prevenir dichas prácticas.

Se elaboró un listado de buenas prácticas orientadas a la prevención.

Se desarrolló una lista de recomendaciones y propuestas de política pública.

Responsable: Matías Garrido – Director Nacional de Políticas Contra la Violencia Institucional